martes, 30 de marzo de 2010

El Cerro de Doña Herminia - Que es Mío



Desde mi casa la prístina  cumbre se divisa
El verde pálido y el viento fresco juguetón
De aquel cerro donde con sonrisas
Yo fui tantas veces llena de ilusión


A mi memoria vienen recuerdos que llenan
Algunos fragmentos de mi niñez
Subir el cerro, vamos al cerro
Y yo brincaba, por el gran acontecimiento.


En estos paseos muy de mi pueblo
Todos subíamos y bajábamos
Subíamos corriendo, gritando, caminando
Bajábamos riendo, saltando, rodando


Contentos al pie del cerro llegábamos
Y nos disponíamos a escalar
Con un palo que encontrábamos
Por el pedregoso camino real


Ya por las faldas enzacatadas del cerro
El ancho y empinado camino se perdía
Y por supuesto cada quien prefería
Su único y propio camino tomar


Para todos era la máxima aspiración
Ser el primero en llegar
A la punta de aquel cerro
Que nos permitía jugar, que nos hacía soñar


Cuantas risas, cuanta algarabía aún escucho
De todos los que subíamos, al fusionar
No hay duda, la esencia de la inocencia
Y la madre Naturaleza que nos hacía vibrar


Yo fui primera! yo fui primero!
Alguien gritaba al llegar y casi tocar
Con las puntas de los dedos el cielo
Al pisar la cúspide del cerro


Esa sensación indescriptible
De vida, de saciedad, de libertad
Está impregnada en mi alma
Y en toda mi humanidad!

©Vicky Toledo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada